11
Ago
08

bahiablanqueando pa’ mi

monte
monte

Playa de Monte Hermoso en domingo de nubes, frío y ruta.
Si bien Monte Hermoso no es un balneario devoto de mi devoción devotiva, estando en Bahía Blanca, sin amigos, y en un intento descansil, no me iba a negar al ofrecimiento paternal de ir un rato a Monte. A donde sea, bah.

He aquí su playita de invierno.

Cualquier playa, en pleno invierno y sin caos social pro-sombrillero, es, en alguna medida, necesaria para dimensionar las vidas y poner en el freezer la cotidianeidad acosadora.

Más que los lugares en especial, he aprendido a preferir la ruta en auto, el momento de tránsito, donde no hay más nada que hacer, más que dejarse estar en el transitar mismo. Valga la paradoja interna, viviría transitando, para descansar.

sol desde ventana de auto
sol desde ventana de auto
patitas propias aburridas, con medias
patitas propias aburridas, con medias
especie de atardecer borroso en velocidad
especie de atardecer borroso en velocidad

Anoche me encontré aquí en Bahía con un gran amigo (el Fede) que vive en La Plata, al cual desconozco fuera de la cotidianeidad platense que transitamos y en la cual nos conocemos. Salí con sus amigos, en una noche muy divertida y amena, a bolichear a un lugar caretón al que jamás iría si no fuera por las licencias que se da uno cuando desconoce las cosas, está bien acompañado y con diversión asegurada más allá de cualquier contexto. Y como hace rato que ya no me siento local en mi ciudad natal, dejé las desiciones en manos de otros.
Me detuve a observar la fauna del lugar, la situación de boliche, las chicas y los chicos, los bailecitos, las conversaciones seteadas… y se los veía tan felices y naturales! (Hasta en los lugares menos pensados podemos aprender algunas cosas).

La ciudad está enrocada, los lugares siguen siendo los mismos, pero cambiaron de espacio físico. Negocios que abren y cierran, bares que cambian de nombre, comercios que desaparecen y todo se funde en la llanura de las casas bajas. Me encontré caminando por mi ciudad como si fuera una gringa, observando la arquitectura, a la gente, y supe reconocer estabilidades de otrora, esas que me resultaban parte de la idiosincracia del estar acá. Los barcitos de domingo atestados de señores que se encuentran con amigos para tomar un cafecito antes de almorzar, leyendo los diarios. Las paradas de colectivos con cola de adolescentes recién salidos de la noche, padres con niños en juegos de plazas; atardeciendo, la vuelta al perro de las parejitas de 30 y largos. Mis ex-casas, escuelas, la farmacia, el kiosco de revistas, los cines.

Me cuesta, y sólo me encuentro a mí, acá, en el recuerdo sinestésico de un color del cielo y un aroma conocido.

(pero me gustaría venir más seguido)

guirnaldas para todos,

mariet

Anuncios

2 Responses to “bahiablanqueando pa’ mi”


  1. 1 Julieta
    agosto 11, 2008 en 12:21 pm

    Mariet… querida amiga! adhiero a tu situación bahiense. Una semana en mi tan querido Neuquén me hizo sufrir situaciones similares, adosadas a la quietud y al dejar ser, pero en el peor sentido. Una ciudad que fue alguna vez rica, en petroleo y en arte, ha quedado relegada al verano, esperemos!
    Besos Mil

  2. agosto 18, 2008 en 12:28 am

    Esta confirmado científicamente, que en el año 2438 Bahia blanca y Neuquen serán una misma cosa.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


cosas que pasan, o no

un cajón de armario lleno de muñecas viejas, bichitos de luz, pedazos de papel recortado, souvenirs kitch, flores disecadas, boletas de Edelap, y letras de canciones que no existen.

almanaque non sense

agosto 2008
L M X J V S D
« Jul   Oct »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

A %d blogueros les gusta esto: